InicioFascículo y CD IFascículo y CD IIFascículo y CD IIIFascículo y CD IVFascículo y CD V

La cantaba hasta el loro

Por José Luis Meirás

Varias son las referencias metafóricas del reino animal en la historia del peronismo, desde el "aluvión zoológico" con que el diputado radical Ernesto Sammartino bautizó el 23 de mayo de 1946 a la inédita y abrumadora mayoría de legisladores que juró ese día -y no a la manifestación popular del 17 de octubre de 1945, como equivocadamente creen muchos-, hasta los "gorilas", como fueron llamados por los propios simpatizantes del general, casi una década más tarde y para siempre, los opositores al justicialismo.

No debe extrañar, entonces, que en torno de ese fenómeno sociopolítico de características fáunicas naciera una fábula, en este caso real, protagonizada por una simpática y parlanchina especie de pajarraco.

Durante la proscripción del peronismo, entre 1955 y 1972, no sólo el Partido Justicialista estaba interdicto: la prohibición recayó también sobre sus dirigentes públicos, sus organizaciones vinculadas, sus símbolos y su iconografía. Pero una pícara táctica del ingenio popular adoptó al loro como propalador de la resistencia. El emplumado verde, que tiene la capacidad de reproducir la voz humana o el silbido, fue enseñado -y aprendió rápidamente- a cantar y silbar la marcha peronista.

En esa época, en todas las barriadas populares era habitual la presencia de un loro en alguna casa. Lejos de tratarse de casos aislados, de esos que se repiten de boca en boca sin que nadie conozca fehacientemente su origen, esta contraestrategia popular ha sido verificada y documentada por numerosas fuentes. En mi propia infancia en Lanús Oeste, en la casa de un tío abuelo, Enrique Valdez, escuché infinidad de veces a su loro cantar la marchita a principios de los ’70.

Lea el resto de la nota solicitando el
Fascículo y CD N° de La Marcha desde la sección
Venta de ejemplares y CDs.
O escríbanos a lamarchaperonista@yahoo.com.ar

lamarchaperonista@yahoo.com.ar | Todos los derechos reservados | 2018